Editorial y la Firma
> La firma

KEPA OLIVARES. PRESIDENTE DE ASLE


ASLE: una asociación de futuro

KEPA OLIVARES

 

   KEPA OLIVARES
PRESIDENTE DE ASLE

Este año 2017 celebramos en ASLE los 35 años de la Asociación y es por ello que el pasado 28 de septiembre presentamos un libro en el que recogemos su historia, contando para ello con el valioso testimonio de las personas que han vivido su desarrollo; desde unos inicios dubitativos hasta el momento actual, en el que las Sociedades Laborales somos una parte importante del tejido empresarial, actuando en todos los sectores económicos con excelentes resultados y siendo un referente por el compromiso demostrado con las personas que las componen y con el territorio donde se ubican.
ASLE se constituyó en 1982, agrupando a poco más de 50 empresas, casi todas industriales, con el propósito de defender y representar a las Sociedades Laborales, como empresas en las que el control, a través de la propiedad del capital social, recaía en los trabajadores. Eran años de dificultades. Las transformaciones a Sociedades Laborales no se hacían por convicción sino más bien por obligación, como única alternativa al cierre. No es de extrañar, en ese contexto, que la prioridad fuera la supervivencia y los principales esfuerzos se destinaran a acceder a fuentes de financiación, buscando alternativas a la bancaria, que permitiera dar continuidad a negocios con serias dificultades. Así, se consiguió el acceso a los préstamos del FNPT (Fondo Nacional de Protección al Trabajo); posteriormente, al pago único de la prestación por desempleo y a los convenios con el FOGASA.
No es hasta 1986 cuando se promulga la primera Ley de Sociedades Laborales, recogiendo las principales características que las habían ido configurando. Los años posteriores fueron los de la consolidación del modelo de la Sociedad Laboral, dotándole de un cuerpo ideológico en el que prima la consideración hacia las personas que componen las Sociedades, con respeto hacia la dignidad y desarrollo de cada una de ellas, buscando de forma cooperativa el beneficio necesario para su propia continuidad, fomentando la formación de todos los trabajadores y procurando un reparto equitativo de los recursos disponibles.
La Ley de Sociedades Laborales de 1997 introdujo la figura de la Sociedad Limitada Laboral y permitió, de esta forma, incorporar a la Asociación a empresas de menor tamaño que en la época anterior. Como complemento al desarrollo legislativo se impulsó desde ASLE la implementación en las Sociedades del que llamamos ‘Contrato de Sociedad’, que regula de forma concreta para cada empresa la forma en que se transmiten las acciones, así como el tratamiento del beneficio.
ASLE en esos años crece y se transforma como organización, hasta convertirse en un referente en el campo de la Gestión Avanzada y la Responsabilidad Social, aspectos que buscará trasladar al máximo número de empresas de la Asociación. En este sentido, quiero destacar el hito que supuso en 2002 la obtención del Premio Europeo EFQM y el Premio Iberoamericano de Calidad.
El momento actual, especialmente con la aprobación en 2015 de la Ley de Sociedades Laborales y Participadas, nos pone ante el reto de trasladar nuestra experiencia hacia otro tipo de Sociedades, que quieran recorrer el camino que supone permitir la participación de los trabajadores en todos los ámbitos de la empresa. Aunque son suficientemente conocidas las bondades para la eficiencia en los negocios de la participación de los trabajadores en la gestión de la empresa, no se ha explorado con igual entusiasmo la participación en los beneficios, e incluso en la propiedad de las empresas, a pesar de que la experiencia nos demuestra que allí donde se implantan actúan como mecanismos de superación de los clásicos esquemas de confrontación, patronal versus sindicatos, estableciendo marcos de cooperación y corresponsabilidad donde todas las partes acaban ganando.
Las nuevas generaciones, cada vez mejor formadas, nos exigen esforzarnos a todas las empresas en ofrecerles proyectos atractivos, donde su participación sea valorada adecuadamente. Sin duda, vamos a necesitar atraer y retener el talento, de manera que quienes lo consigan dispondrán de un elemento de competitividad que va a resultar determinante en el futuro. Las Sociedades Laborales llevamos ya un camino recorrido en esta dirección y asumimos la responsabilidad de extender nuestro modelo, con la seguridad que ayudaremos a mejorar la cohesión social en nuestro entorno. Queremos, en esta línea, apoyar los procesos de transformación de empresas mercantiles en empresas de Economía Social y fomentar el emprendimiento colectivo, acompañándolas en la constitución y puesta en marcha de nuevas Sociedades. Este es el compromiso que asumimos para el futuro.
Hoy ASLE es una Asociación muy consolidada, con alta capacidad de interlocución con todos los agentes sociales, políticos y económicos, que agrupa a casi 300 empresas pertenecientes a todos los sectores de actividad, empresas innovadoras y competitivas, que se transforman y adaptan a las situaciones difíciles mejor que sus competidoras, que buscan crecer proyectándose hacia mercados exteriores, pero siempre fuertemente ancladas al territorio. Estos días hemos echado la vista atrás para repasar la trayectoria de la Asociación y la conclusión más importante es que ASLE es una Asociación de futuro, hay mucho trabajo por hacer y mucho más camino por recorrer, el futuro pertenece a la Economía Social. La Economía, como ciencia, deberá esforzarse por proporcionar instrumentos al servicio de la Sociedad, que mejoren los existentes y ayuden a superar las situaciones de injusticia y desigualdad, porque la propia Sociedad así se lo exige con claridad, y la Sociedad Laboral constituye una herramienta de primer orden alineada con ese objetivo.
 

 

Publicación:
03/10/2017
Total visitas:
357
Media de votos: 
Votacion +1Votacion +1Votacion +1Votacion +1Votacion +1
Número total de votos: 
1
Titulares del día
  • El Ejecutivo vasco destina 82 millones a impulsar actividades de I+D en las empresas
    El programa Hazitek apoyó el año pasado a 734 compañías que desarrollaron proyectos estratégicos de investigación
  • Ocho millones para extender la banda ancha a polígonos
    La medida beneficiará a 146 áreas industriales que albergan a más de mil empresas vascas
  • Mercabilbao y Puerto de Bilbao presentan a empresarios de sur y centroamérica su estrategia para reexpedición de frutas
    Acudirán juntos a la Feria Fruit Attraction para destacar su estrategia de internacionalización
Norbolsa
Graficos de linea de la evolucion de los valores de la bolsa y acceso a Norbolsa
Graficos de linea de la evolucion de los valores de la bolsa y acceso a Norbolsa
Graficos de linea de la evolucion de los valores de la bolsa y acceso a Norbolsa
Graficos de linea de la evoluci�n de los valores de la bolsa y acceso a Norbolsa
Graficos de linea de la evolucion de los valores de la bolsa y acceso a Norbolsa
Graficos de linea de la evolucion de los valores de la bolsa y acceso a Norbolsa
Graficos de linea de la evolucion de los valores de la bolsa y acceso a Norbolsa

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia y nuestros servicios analizando sus hábitos de navegación en nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede Obtener más información en nuestra Declaración de privacidad